Rescate y reubicación biótica y restauración ecológica en la zona sur del Ecuador

Desde el 2016, Cardno Latinoamérica ha estado trabajando en uno de los proyectos más grandes de rescate y reubicación biótico de especies de flora y fauna en la Cordillera del Cóndor del sur ecuatoriano. Esta área se considera un sitio de gran importancia para la ciencia y la conservación, pues la mayor parte del área se mantiene inalterada y poco explorada.

El proyecto de rescate y reubicación, liderado por Cardno, tiene como objetivo de precautelar la flora y fauna que pudiera verse afectada por el desarrollo de grandes proyectos estratégicos. Como tal, el proyecto contempla el rescate y reubicación de flora, avifauna, herpetofauna y mastofauna dividido en tres fases:

  1. Identificación de especies objetivo, rescate y reubicación previo desbroce
  2. Monitoreo, rescate y reubicación durante actividades constructivas
  3. Monitoreo de la eficacia de la reubicación

Como parte del proyecto se han establecido tres prioridades de rescate: Alta, Media y Baja. Estas prioridades son en función de la importancia ecológica de la especie, distribución regional, endemismo, y estado de conservación establecidos en los Libros Rojos del Ecuador, listas de especies de la UICN, listas CITES y listas nacionales.

Para este proyecto a gran escala y de largo plazo, se han ejecutado nueve campañas de rescate y, actualmente, se encuentra en desarrollo la décima campaña. Durante todas estas campañas, se estima que más de 50 técnicos, de diversas partes de Ecuador, han participado en el proyecto, utilizando su experiencia como botánicos, ornitólogos, herpetólogos, mastozoólogos, veterinarios y otras especialidades, contribuyendo al conocimiento local y capacidad de profesionales nacionales.

También liderado por el equipo de Cardno, un Centro de Valuación y Reubicación de Vida Silvestre (CPV) se encuentra en operación para la identificación, gestión y valoración de especies rescatadas. En este programa, se estima que hasta la fecha se han rescatado 10.260 plantas, 1.999 anfibios, 344 reptiles y 11 mamíferos.

 

Rana de cristal fantasma (Hyalinobatrachium pellucidum), individuo rescatado conjuntamente con sus huevos
Foto tomada por: Sebastian Valverde

Vivero de Plantas Nativas

El vivero de plantas nativas es un área asignada para el manejo y mantenimiento de plántulas que serán destinadas para actividades de remediación, recuperación, reforestación y restauración ecológica de áreas degradas por la ejecución de proyectos de alto impacto.

El vivero, operado por Cardno Latinoamérica, se localiza en un área intervenida de la provincia de Zamora Chinchipe, y es manejado de forma conjunta por monitores bióticos y guías comunitarios.

  • Entre las principales actividades que actualmente son desarrolladas por Cardno, se destacan las siguientes:
  • Recolección de sustrato en áreas de bosque
  •  Separación de sustrato
  • Enfundado de sustrato para siembra de semillas y plántulas
  • Adecuación del área para la siembra de herbáceas
  • Recolección de plántulas y semillas
  • Censo de las plantas del programa de rescate de flora
  • Mantenimiento del vivero a través de riego, limpieza de maleza, poda, fertilización

En base al último censo elaborado, en el vivero se registra un total de 4.226 individuos, distribuidos en 17 familias, 29 géneros y 14 especies identificadas.

Como parte de este proyecto, el vivero de plantas nativas se utiliza para el manejo y el mantenimiento de las plántulas que serán destinadas a la remediación, recuperación, reforestación y restauración ecológica de las áreas afectadas por las actividades de exploración o construcción.


Vivero en funcionamiento en la provincia de Zamora Chinchipe



Un miembro del equipo de Cardno Latinoamérica cuida el vivero

Con proyectos como estos, Cardno Latinoamérica tiene como objetivo minimizar impactos y mantener la biodiversidad que caracteriza a la región.